Buscamos el mejor teclado gaming por menos de 150 euros… y lo encontramos

Guía de compra del mejor teclado para gaming de menos de 150€

La aventura de encontrar un buen teclado gaming no es nada sencilla. Existe una oferta gigantesca y cada día podemos apostar por nuevos sistemas. En nuestra búsqueda debemos tener claro dos sentencias: comodidad. Qué bonito nombre tienes.

La comodidad es determinante a corto y largo plazo. Olvídate de todo lo demás, debes sentirte a gusto con tu herramienta.

Porque esta es la segunda sentencia: el teclado es una herramienta; trabajes o juegues, debes estar seguro de lo que usarás a largo plazo, de que el rendimiento y la practicidad te aseguran unos mínimos. Y esto no lo encontrarás en un juguete gamer de 10 euros. Un teclado de 10 euros podrá contar con macros (teclas programables), por supuesto, incluso retroiluminación. Pero la construcción será endeble y las conexiones problemáticas.

Tú mismo con tu mecanismo

No todos los mecanismos de las teclas son iguales. Los más famosos son los interruptores Cherry, llamados así por Cherry Corp., empresa alemana-americana que fabrica teclados desde hace más de 50 años. Pero también podríamos apostar por sistemas fabricante, como los licenciados por Logitech o Razer.

Depende del juego al que vayas a jugar de forma prioritaria se recomienda un tipo de teclado u otro. Aunque lo común es buscar un “todoterreno”. Si lo tuyo son los shooters, la recomendación pasa por buscar un mecanismo lineal, porque no vamos a cambiar entre teclas, sino repetir las mismas una y otra vez.

Así evitaremos el double-tapping y las ghost notes —algunos teclados cuentan con anti-ghosting y 3-key rollover, para detectar automáticamente combinaciones de tres teclas— pulsadas por error. Entre un MX Black y un MX Red (o incluso un MX Orange) irás bien servido.

Si eres más de juegos de estrategia y MOBAs, nos decantamos por mecanismos táctiles. Es pura lógica: querrás sentir los movimientos, tener un control “físico” del escenario. Podemos probar entre MX Clear, Brown y Cherry Blue, algo más ruidoso. Depende de las preferencias de cada usuario pero si aspiras a ese ansiado multifunción, nuestra recomendación es que apuestes por un Brown: menos ruidosos, dinámicos y bastante neutros al tacto.

Los trucos del experto

  1. Usa teclas retroiluminadas. La retroiluminación no es una feature sin importancia. No si juegas en tu dormitorio a las doce de la noche o frente a entornos mal iluminados. Una iluminación suave, en tonos fríos —luz blanca o azul— puede ayudarte a seguir jugando, sea la hora que sea.
  2. Teclados mecánicos. Olvídate de las teclas ultrasensibles, sin recorrido, de membrana y botón estilo “calculadora” (chiclet). Son teclas que se desgastan con facilidad, pierden sensibilidad —todos pierden, pero los domos de goma son más dados a ello— y no ofrecen un rendimiento a largo plazo tan eficaz como un teclado mecánico. Lo entenderás cuando estés jugando.
  3. No olvides las macros. Si tu teclado cuenta con salida USB, conexión directa y memoria inteligente para macros, estás ante un teclado interesante: las macros son imprescindibles entre gamers, ya que nos facilitan el rendimiento y la velocidad con la que podemos jugar, ideal tanto para lanzar un hechizo de curación como para marcar al enemigo en mitad del mapa. Además, podemos programarlas para el chat, la cámara ingame, y los diferentes volúmenes.
  4. La importancia del tamaño. Un apunte rápido: cuando hablamos de tamaño nos referimos a los distintos estándares, una serie de denominaciones numéricas. Están los full layout, teclados completos, de 104 o 105 teclas, dependiendo de si son ANSI o ISO; por otro lado tenemos los full compact, idénticos en cantidad pero eliminando el espacio entre bloques de teclas (de función, numéricas o letras); y, por último tendríamos los enkeyless (TKL), en 87 u 88 teclas, según layout, y los TKL compactos, los más chiquitos, ideales para transportar. ¿Alguna recomendación? Si juegas en casa, apuesta siempre por los ISO de full layout, sin dudarlo.
  5. La calidad de la tecla. Los compuestos son importantes. El ABS (Acrylonitrile Butadiene Styrene) es un plástico ligero y resistente, pero se mancha y amarillea con facilidad. El PBT (Polybutylene Terephtalate) aporta cierta rugosidad y brilla algo menos, además de ser más resistente a erosionantes. El POM (Polyoxymethylene) es más rígido y caro y el PVC (Polyvinyl Chloride) es mucho más endeble y barato. Por tanto, lo encontrarás con más frecuencia en teclados por debajo del rango de los 100 euros. Por encima de este rango encontrarás teclas con serigrafía impresa mediante láser, con double shot —tecla con hueco para la serigrafía y serigrafía incrustada en dicho hueco— o dye sublimation, con serigrafía fijada al componente plástico. Es decir, dentro de la propia tecla, haciéndola más resistente.

De qué hablamos cuando hablamos de interruptores

La unidad común para medir presión ejercida está determinada por fuerza (gf) y centinewton (cN). Para entender los valores debemos saber que 1 gf equivale a 0.98 cN. Y aquí es donde entra en juego la distinta tolerancia de teclas. No existen sentencias firmes en este punto. Podemos decir que los teclados baratos ofrecen menos resistencia, pero todo depende del fabricante y del tipo de mecanismo usado.

A continuación adjuntamos una tabla comparativa, para que puedas elegir tu preferencia.

Fabricante Mecanismo Clic Táctil Fuerza
Cherry MX negro No No 60 cN
Cherry MX marrón No 55 cN
Cherry MX rojo No No 45 cN
Cherry MX azul 60 cN
Cherry MX blanco 50/80 cN (no confundir con el transparente, que cuenta con 65 cN)
Cherry MX verde 80 cN
Cherry MX Speed No No 45 cN
Cherry ML (ML1A y ML1B) No 45 cN
Razer verde 50 cN
Razer naranja No 45 cN
Razer chiclet No No 62±2 cN
Topre NovaTouch No 45 cN
SteelSeries QS1 No No 45 cN
Matias Click y Quiet Click 60±5 gf
Logitech Romer-G No 45 gf
Kailh marrón No 60±15 gf
Kailh rojo No No 50±15 gf
Kailh azul 60±15 gf

Las mejores marcas

El mercado de los teclados gaming es inmenso. Pero existe una pequeña regla privada: si anda por debajo de los 60-100 euros, desconfía de sus prestaciones. Sí, puedes conseguirlo, no nos malinterpretes, y también puedes hacerte con un magnífico teclado ofimático, pero los teclados gaming dignos de mención llegan a partir de los 100 euros.

Porque es en esta franja donde encontraremos teclados de buenos materiales, buenos rotulado —con tinta sublimada, por ejemplo—, con interruptores independientes para cada tecla, intercambiables y con repuestos que puedes encontrar en cualquier lugar. Y podríamos empezar por el KLIM Domination, un teclado no especializado con switches Cherry MX Blue capaces de durar más de una década de pulsaciones.

Dicho esto, más que por marcas debemos apostar por modelos. Porque Logitech, por ejemplo, ofrece una calidad muy pobre en precios bajos pero es capaz de los mejores modelos en gamas altas. Especial mención merece el MK710. Newskill, Kingstone, SteelSeries, Gigabyte y Ozone son buenas marcas, populares y fáciles de encontrar el cualquier parte. Esta última apuesta por un sistema muy neutro, el Strike X30 (también existe un modelo ‘Battle’ muy interesante), que puedes encontrar en switches Kailh rojos o azules y que, por menos de 100 euros, ofrece una relación calidad-precio envidiable.

G.Skill cuenta con modelos de primer nivel como el Ripjaws KM780 RGB, tanto en Cherry MX rojos como marrones. Recomendamos el modelo marrón, con carga USB 2.0 y varios sistemas personalizados —sus teclas son especialmente configurables, dependiendo del juego que prefieras—.

Disparando el presupuesto hasta los 150-200 euros, el Corsair Gaming K95 es una apuesta segura: apuesta por teclas Cherry MX Brown y cuenta con 8 MB para almacenar macros y perfiles de iluminación. Pero Corsair también cuenta con un abanico muy amplio. Si no puedes aspirar al K95, tal vez deberías echar un ojo al K70 (o al Strafe), famoso por su diseño con reposamuñecas e iluminación RGB totalmente personalizable —a través de su Corsair CUE—.

El Razer BlackWidow Chroma V2 apuesta por un perfil similar: switches propios (Razer), testados por algunos jugadores profesionales, con macros de hasta 10 teclas —gracias a su propio software Synapse 2.0—. En cuanto a rendimiento, depende del tipo de tecla: los naranja y amarillos se mantienen en 45 gf y los verdes suben hasta los 50 gf. Y, si quieres probar en presupuestos más ajustados, el Ornata Chroma hará las delicias de cualquier jugón.

¿Qué opinas?

eSports Unlocked by Orange, vivimos los eSports desde dentro

Entrevistas exclusivas con las estrellas de la Superliga Orange, los mejores vídeos de eSports, las últimas novedades de los profesionales y los mejores consejos para que los amateurs puedan crecer. eSports Unlocked by Orange es esto y mucho más. Te esperamos.

Ver resultados

Calendario Orange

septiembre 2018

lun mar mié jue vie sáb dom
1
2
  • Finales Superliga Orange League of Legends
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
  • Masterclass Clash Royale #1 con Anikilo
23
24
25
26
27
28
29
  • Masterclass League of Legends #1 con ElOjoNinja
30