Lo han vuelto a hacer. Mad Lions revalidan su título de campeones de España en la final de la Superliga Orange más vista de la historia

Por fin llegó. El evento que todos los fans del competitivo nacional de League of Legends esperaban, la gran final entre los mejores equipos españoles de LoL, organizada por primera vez en la historia de la liga en el Bilbao Arena como única protagonista.

La Superliga Orange del MOBA de Riot Games ya no admite compañeros; ahora tiene su propia final, su propia ciudad y su propio estadio.

Orange y la Liga de Videojuegos Profesional volvieron una vez más a unir fuerzas para hacer historia con el evento de League of Legends más importante de España. Un hito que marcará un antes y un después en el universo eSports del país y que destaca en el mapa europeo la vibrante escena competitiva nacional.

Las gradas del Bilbao Arena, abarrotadas para ver la gran final en directo

Casi 3.000 personas se dieron cita en el Bilbao Arena para ver a Mad Lions y Vodafone Giants luchar por convertirse en el nuevo líder nacional de LoL. La capital vasca congregó a fans de League of Legends de toda España, que acompañaron al inconfundible Ibai Llanos y su equipo de comentaristas en una final que cayó una vez más en las garras de los leones.

El equipo de Alvar ‘Araneae‘ Martín logró la gesta: ya es el primero en ganar de manera consecutiva el título de campeón de España.

Y lo hicieron bajo la atenta mirada de los más de 140.000 espectadores que vieron la cobertura en directo a través de Twitch, con un pico de espectadores simultáneos de casi 32.000. Unas cifras que colocan a la retransmisión de la final como la más vista de la historia de la LVP.

De manera paralela a los partidos de la final, Orange organizó actividades y competiciones paralelas en su propio stand, como es costumbre en todos los eventos eSports de primer nivel en los que participa. Los participantes pusieron a prueba sus conocimientos sobre La Grieta del Invocador jugando una partida al divertido ‘League of Questions’, amén de otros juegos, torneos y actividades que amenizaron la espera entre partidas.

¿Queréis ver cómo Mad Lions logró revalidar su título de campeón de España, verdad? Pues no os hacemos esperar más.

Los leones salen a matar (1ª partida)

Mad Lions no tiene intención de alargar la final y saca las garras desde el minuto 1 del primer encuentro.

El honor de abrir el marcador recae sobre Juš “Crownshot” Marušič, quien consigue en el minuto 4 la primera kill de la partida y roza la segunda. Lo hace gracias al gank premonitorio de Oskar “Selfmade” Boderek, cuyo Skarner será decisivo para la victoria de los leones en la final.

Giants se resiente, pero logra aguantar el tipo.

La diferencia de oro asciende a 1.000 y la balanza comienza a decantarse lenta pero decididamente hacia el lado de Mad Lions, pero una triple kill también para Crownshot en la botlane hará que la balanza, directamente, salte por los aires. Con un 4/0 para Tristana, Mad Lions ya tiene encarrilada la primera de las partidas.

 

Poco podrán hacer los gigantes durante la siguiente fase del encuentro. Mad Lions hacen del mapa entero su dominio y acorralan a los chicos de Giants tras las murallas de su base con una ventaja de 4 torres a 0, 3 dragones, 7 asesinatos y casi 10.000 de oro.

Cansados de esperar, Lions fuerza la marcha con un Barón prácticamente gratuito con el que consiguen tumbar los tres inhibidores del rival. No obstante, un último y desesperado arranque de coraje, Giants arremete contra los asaltantes y se las apañan para expulsarlos de los alrededores del nexo ganando una impresionante teamfight.

Pero la ventaja de Selfmade y cía. es insalvable, y tras un segundo asalto logran, esta vez sí, finiquitar a unos empequeñecidos gigantes.

Los gigantes contraatacan (2ª partida)

Déjà vu durante los primeros compases de la segunda vuelta entre los finalistas de la Superliga Orange.

Una first blood en la botlane en favor de Mad Lions parece augurar un desarrollo idéntico en la segunda partida, si bien esta vez no veríamos una triple para ningún león. Lo que sí volveríamos a ver sería una considerable ventaja de oro sobre Giants a eso de los 15 minutos, cuando el marcador de asesinatos sube a 6 para Mad Lions frente a la kill única de Vodafone Giants.

Todo va sobre ruedas para Lions, que parece ir, otra vez, encarrilado hacia una easy win.

Es entonces cuando el gigante que parecía dormido despierta y demuestra a los espectadores por qué están en la final.

Giants comienza a empujar poco a poco a Mad Lions, obligándoles incluso a adoptar una postura defensiva que poco tiene que ver con la presión cómoda e incesante que ejercieron en el anterior mapa. Razork, Deadly, Yoppa y compañía se van creciendo hasta conseguir colocarse a rebufo de los leones con una diferencia de tan solo 3 muertes frente a las 7 que venían acarreando.

 

Con una brecha abierta en la toplane en forma de inhibidor caído y supersúbditos atacantes, Mad Lions las tiene canutas para repeler el siege de Giants por abajo. Desbordados, los de Alvar ‘Araneae‘ Martín sucumben ante unos envalentonados Vodafone Giants y no pueden evitar el 1-1.

Cuidado con el Barón (3ª partida)

La partida del desempate llega marcada por la pasividad con la que juegan ambos equipos.

Ninguno de los dos quiere ser el primero en tropezar, y salvo una kill de escasas consecuencias en la midlane para el marcador de Giants, la cosa no comienza a ponerse interesante hasta el cuarto de hora de partida.

Una escaramuza fallida cerca del foso del dragón dará a estos últimos la ventaja que necesitaban para desmarcarse de sus rivales. Desencuentro entre ambos equipos que sirve también de manifiesto el costoso error que cometió Selfmade al atreverse con Zac.

Con un jungler casi invisible y un Jarvan IV que va con todo a daño, le toca al Alistar de Jesús ‘Falco’ Pérez Rubio hacer engage.

El support de Mad Lions aprovecha un descuido del ADC enemigo para cazarlo fuera de posición e iniciar una aparatosa teamfight que se salda con un 2×1 y un necesario subidón de autoestima para los alicaídos chicos de Lions.

Pero Giants sigue llevando la batuta, y deciden, confiados por la ligera ventaja que atesoran, arriesgarse a un Barón Nashor que les sale rana. Sin jungla, sin vida y sin ultis, al final es un autoataque de Crownshot el que da el golpe de gracia al Barón, dejando a la plantilla de Giants con cara de póquer y el severo arrepentimiento de haber protagonizado un clásico throw de Barón.

 

Mad Lions coge carrerilla y empieza a derribar torres y cargarse dragones, hasta adelantarse en el contador de oro. Ambos conjuntos vuelven a la pasividad que caracterizó el primer cuarto del encuentro y la tensión inunda los pabellones del Bilbao Arena, explotando violentamente con una espectacular teamfight en la midlane de esas en las que no sabes ni qué leches está pasando.

 

La victoria en esta (última) teamfight de 5v5 regala a Mad Lions un Barón Nashor, un Dragón Anciano, un inhibidor central y, ya puestos, también el nexo y la partida.

The Lion Kings (última partida)

2 a 1 en el marcador. Giants quiere alargar la final, Mad Lions prefiere darle punto y final ya y no pasar a la ‘muerte súbita’ que supondría el 2-2.

Para lograrlo, los leones se ponen en modo tryhard y vuelven a poner la botlane de Giants de rodillas con el esfuerzo conjunto de ADC, support y jungler. Selfmade quiere redimirse, y vaya si lo va a conseguir. Se deja de Zacs y saca a Skarner alias “la grúa” del  Pokeball cajón para encarrilar la botlane de Mad Lions en el minuto 4 de partida.

El ritmo de la partida vuelve a ser, comprensiblemente, lento. Actuaciones pausadas y comedidas por parte de sendas plantillas para no acabar regalando nada al adversario 1-3 y 3K de oro más para Mad Lions en el minuto 16. Tan solo un minuto después, el 1-3 pasa a ser 1-6 y el oro, 5.000.

En el minuto 22, Mad Lions ya está acariciando la copa con los dedos. Asedian la base de Vodafone Giants con el respaldo de 3 dragones y 7.000 de oro, pero Giants no está dispuesto a perder su última oportunidad de destronar a los vigentes campeones y consigue detenerlos en la primera torre de la botlane, obligándoles a replegarse durante unos minutos.

 

Será una última teamfight en el minuto 25 la que, ahora sí, selle la partida, y con ella la gran final de Bilbao.

La Superliga Orange tiene campeones, y Mad Lions es, por segundo año consecutivo, el mejor equipo español de League of Legends.

¡Enhorabuena y suerte en Europa!

Imágenes | LVP

¿Qué opinas?

eSports Unlocked by Orange, vivimos los eSports desde dentro

Entrevistas exclusivas con las estrellas de la Superliga Orange, los mejores vídeos de eSports, las últimas novedades de los profesionales y los mejores consejos para que los amateurs puedan crecer. eSports Unlocked by Orange es esto y mucho más. Te esperamos.

Ver resultados

Calendario Orange

noviembre 2018

lun mar mié jue vie sáb dom
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
  • Masterclass Counter-Strike #1 con TheVikingEs
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
  • Barcelona Games World
30
  • Barcelona Games World