Móntate tu propio PC gaming por 1.000 euros: esto es lo que no puede faltarte

Construir un PC por nuestra cuenta es una decisión que puede dar lugar a un mayor aprovechamiento de nuestro presupuesto.

Pero sacar el máximo provecho a nuestro dinero no es una tarea sencilla, y no son pocos los que desisten en la faena después de pasar horas comparando y deliberando entre cientos de opciones y ofertas a lo largo y ancho de la web.

Para que no os ahoguéis en ese inmenso océano de productos aparentemente iguales y chollos que no lo son tanto, os proponemos un PC personalizado dentro del rango de los 1.000 euros con los siguientes componentes.

Recordad que estos son nuestros componentes recomendados, pero la decisión final está en vuestras manos y os instamos siempre a escuchar las opiniones de los compradores de cada componente antes de efectuar la compra, se encuentre o no en esta lista.

Procesador

El procesador es el componente primordial de un PC; es el suminstrador principal del resto de las piezas, el que permite que todo funcione.

El i5-7600K de Intel es lo último en procesadores de su gama. Es barato, flexible –por estar preconfi
gurado para facilitar el
overclocking– y ofrece un rendimiento excelente.

La alternativa natural es el i7-7700K, también de Intel.

Aunque la potencia de este otro procesador es mayor, la diferencia que vamos a notar en el gaming propiamente dicho será mínima. Por eso, los 100 euros de diferencia con respecto al i5 están mejor empleados en otra parte.

Placa base

La placa base es el chasis de nuestro ordenador. Los cimientos sobre los que construimos el hardware de nuestro PC.

En este apartado hemos optado por la Gigabyte GA-Z170X.

Nacida como una opción asequible para los PCs personalizados, esta placa base del reputado fabricante taiwanés Gygabyte es compatible con todos los componentes de nuestro esquema, como el disco duro SSD y la RAM de tipo DDR4.

¡No olvidéis la fuente de alimentación! La MPI700 de Mars Gaming es una opción muy barata, pero por unos 30 euros más podemos hacernos con la veterana e indefectible Seasonic S12II. En cuanto a la torre o carcasa, la Carbide Series de Corsair es una alternativa servicial y económica con un diseño sencillo, elegante y apto para una fuente no modular (de cable fijo).

Tarjeta gráfica

La pieza más atractiva del PC es también la más difícil de elegir. Y también la más cara.

La tarjeta gráfica es el motor principal de cualquier aplicación con renderización en 3D. Véase: videojuegos.

Por ello, todo buen gaming PC debe tener una tarjeta gráfica potente capaz de mover los últimos títulos a altas resoluciones y a una velocidad de frames (FPS) por segundo aceptable. Nunca debemos permitir que nuestros juegos corran a menos de 30 FPS.

Con esta Radeon RX 580 de 8GB no tendremos ningún problema de tirones ni ralentizaciones, y nuestro PC podrá echar a correr sin esfuerzo los últimos lanzamientos con una resolución de 1920×1080.

Si no estamos dispuestos a bajar de los 4K de resolución, lo mejor será estirarnos algo más y optar por la inigualable gama GTX 10XX de Nvidia.

Jugar con 1080p de resolución y 60 FPS (el mínimo recomendado) a títulos eSports como League of Legends, Overwatch o CS:GO será pan comido para la Radeon.

Eso, unido a su precio más asequible, hacen de la tarjeta de AMD la opción más a tener en cuenta si no queremos sobrepasar el techo de los 1.000 euros.

Memoria RAM

La memoria RAM determina la rapidez con la que nos movemos por las distintas aplicaciones de nuestro equipo.

La capacidad de respuesta del PC y su velocidad están, por tanto, supeditadas a la cantidad –y la calidad– de la memoria RAM.

Tras conocer el rango de precios en que se mueven las tarjetas gráficas, os aliviará saber que la relación calidad/precio de la RAM es la más conveniente de entre todos los componentes de un ordenador.

Por menos de 100 euros podemos hacernos con la HyperX FURY de Kingston, que con sus 8GB cubrirá con creces todas nuestras necesidades videojueguiles.

La cantidad de memoria RAM se puede modificar cómodamente, y si en algún momento queremos más de 8GB –para operar con mayor ligereza entre varios programas como Photoshop o AutoCAD–, bastará con comprar una tableta adicional.

Disco duro

La función del disco duro es un conocimiento que a pocos resultará extraño. Está presente en la gran mayoría de nuestros dispositivos electrónicos, y todos conocemos su cometido.

El disco duro es la unidad de almacenamiento donde guardamos todos los archivos e instalamos las aplicaciones.

Para nuestro PC prototipo recomendamos el HDD WD Blue WD10EZEX de 1 Terabyte (TB) de capacidad.

Aunque los discos duros SSD están en auge debido a su superioridad en cuanto a velocidad de lectura, sus precios siguen siendo algo elevados.

Al igual que la RAM, el disco duro se puede ampliar de forma sencilla, y siempre podemos mejorar nuestra capacidad de almacenamiento con un disco duro externo.

Si queremos disfrutar de las bondades del SSD –más velocidad en los menús, tiempos de carga menores, etc– podemos probar con el Samsung 850 EVO.

Eso sí, lo más probable es que esos 250GB se os queden cortos pronto. Por eso lo ideal es disponer también de al menos un HDD complementario si finalmente tomamos la ruta del SSD.

Aunque muchos jugadores se deleiten con todo lo que conlleva la construcción de un PC, existen opciones interesantes para los que, por el contrario, prefieren saltarse todo este proceso y decantarse por la indiscutible comodidad del PC ensamblado por el fabricante.

Siempre hay que tener en cuenta además que todo PC que construyamos por nuestra cuenta es susceptible de sufrir problemas impredecibles.

Asimismo, al precio de los componentes hay que sumar el del sistema operativo y el de los elementos externos indispensables como el monitor, los altavoces, el teclado…

El mundo de los portátiles para gaming ha crecido exponencialmente en los últimos años, y disfrutar de la experiencia de un sobremesa en un laptop ya no es una utopía inalcanzable.

Lejos quedan ya las monstruosas fisonomías de aquellos primeros modelos que eran todo menos portátiles. Por no hablar de las desorbitadas sumas de dinero que se pedían por ellos.

En la actualidad existen multitud de equipos portátiles que nos permiten disfrutar de la mejor experiencia sin ningún compromiso, y a precios totalmente asequibles.

El portátil ASUS GL553 tiene todo lo que buscamos en un PC dedicado al gaming.

Su procesador i7 de Intel, unido a la potencia de la Nvidia GTX 1050Ti y su doble disco duro HDD y SSD son todos los componentes que necesitamos para conseguir una experiencia digna del mejor PC de sobremesa.

El pack Superliga Orange nos ofrece además la posibilidad de completar nuestra adquisición con el ratón y los auriculares de la gama Cerberus de ASUS, concebidos para el gaming eSports de alto rendimiento.

Para que nuestro equipamiento deje de ser una excusa.

¿Qué opinas?

eSports Unlocked by Orange, vivimos los eSports desde dentro

Entrevistas exclusivas con las estrellas de la Superliga Orange, los mejores vídeos de eSports, las últimas novedades de los profesionales y los mejores consejos para que los amateurs puedan crecer. eSports Unlocked by Orange es esto y mucho más. Te esperamos.

Ver resultados

Calendario Orange

Agosto 2017

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2
3
4
5
6
7
  • The International 2017 - Dota 2
8
  • The International 2017 - Dota 2
9
  • The International 2017 - Dota 2
  • Call of Duty World League Championship 2017
10
  • The International 2017 - Dota 2
  • Call of Duty World League Championship 2017
11
  • The International 2017 - Dota 2
  • Call of Duty World League Championship 2017
12
  • The International 2017 - Dota 2
  • Call of Duty World League Championship 2017
13
  • Call of Duty World League Championship 2017
14
15
16
17
18
19
20
21
22
  • gamescom 2017
23
  • gamescom 2017
24
  • gamescom 2017
25
  • gamescom 2017
26
  • gamescom 2017
27
28
29
30
31